Archive | marzo 2011

Mundo Olvidado cumple un año

Hoy escribo yo y no Omar Havana. Las lágrimas me impiden ver casi las letras, quizás la botella de whisky que casi está acabada me haya ayudado a ello. Hoy Mundo Olvidado, cumple un año, y no estoy para soplar velas.

Hoy hace un año empecé esta aventura, Omar Havana nació en de una conversación con una persona que es más que un amigo, él sin quererlo dio un plan B a  mi vida, que en esos momentos se estaba perdiendo sin yo saberlo.

Mi historia interesó rápidamente, un español en época de crisis, que según la gente se ha inventado su vida. Hace muchos años dejé mi país, y me fui a trabajar a un hotel de Gales sin saber ni decir guan, tu y zri en inglés, de donde tuve que huir a la semana con los pies ensangrentados y los bolsillos vacíos, durante varios días una estación de tren londinense fue mi casa. La fortuna hizo que en mi vida se cruzara Jan, quien con su suicidio me hizo amar la fotografía. Pase por varios lugares en Inglaterra, entre bar y botellas de absenta mi vida se solucionaba en dos segundos, hasta que se cruzaron delante de mí los ojos más bonitos que nunca he visto.

Desde ese día mi vida ha sido una aventura, Francia, Suiza, Italia, Inglaterra, Camboya como hogar, y miles de destinos turísticos con los que solo pretendía olvidar mi pasado. Ese mismo pasado que al final me quitó a quien más he querido en mi vida. Mundo Olvidado cumple hoy un año, y más de 30.000 personas han leído, y quizás hasta se hayan identificado en alguno de los más de 100 relatos que en un principio iban destinados a llamar la atención de la persona que amo.

En este año, no paro de sorprenderme con la cantidad de personas que se han identificado con las palabras de este ser humano que lo único que hace es buscar alguna emoción en su vida que supere a lo que siente por una persona que él ha perdido. Como dice Ewan McGregor en la película, El hombre que mira a las cabras, cuando un hombre es dejado por una mujer siempre dónde va, a la guerra. El caso es que yo vivía en ella, no por el país que elegí para construir un sueño imposible, Camboya, sino por la guerra que mi pasado llevaba años destrozando mi interior.

La cuestión, es que Mundo Olvidado, sin quererlo cumple un año, y vosotros aparte de haberme hecho compañía en muchos momentos de soledad en este país donde esta es la causa de muchos y graves problemas entre extranjeros, habéis devuelto a mi vida ese plan B que mi amigo Antonio Tejada creó hace unos años para mí.

Hoy Mundo Olvidado, es ese camino que he elegido, ese donde me identifico, y donde siento que mis problemas no son nada comparados con los que veo. Mucha gente me llama periodista, siempre he dicho que no lo soy. Quizás me haya colgado la etiqueta de fotoperiodista en algún momento, la única razón ha sido la de llamar la atención y de alguna forma sentirme importante en este mundo de locos.

Camboya toca a su final, han sido tres años donde personalmente he salido de un infierno de mi infancia para vivir bajo el arrepentimiento constante y sangrante de mis actos en un pasado no muy lejano. Aquí quizás por fin, he madurado, pero aquí también, he perdido esa inocencia que es tan necesaria para vivir en esta sociedad hipócrita y vacía.

Dentro de pocos días, vuelvo a esa España, país llamado desarrollado, a buscar temas que escribir en mi segundo blog, a continuar con las páginas de mi libro, a ver a mi madre y a mi abuela, a mis hermanos, y sobre todo a seguir diciendo todo aquello que ya no puedo callarme más. Siento si he roto los cojones a muchas personas, siento si he sido directo y eso ha sido interpretado como arrogante, siento si no sé ser hipócrita, lo siento, pero este soy yo, esa persona que escribe bajo el nombre de Omar Havana, y que no sabe qué coño hacer con su vida.

Escribir es mi terapia, saber que lo leéis mi recompensa, no busco dinero, solo escribo lo que veo, en realidad no sé lo que busco, pero sigo buscando en un Mundo donde la vida del ser humano no cuesta un duro, en paraísos turísticos donde niños son follados por desgraciados que presumen delante de sus esposas de las hazañas que sus supuestos viajes de negocios le han proporcionado, donde hijos de puta abren organizaciones para así tener a sus víctimas más cerca. Países donde la vida cuesta cincuenta putos dólares, y donde la mujer es menos que una mierda. Naciones gobernadas por el miedo, vidas que ya no son vidas.

Hoy celebro en soledad, y con la compañía de mi Facebook que Mundo olvidado cumple un año, soy sincero llevo una botella de whisky encima, y ya no veo las letras, pero joder ese sería el estado que tendría si estuviera con vosotros en una sala en Madrid celebrando este aniversario. Sé que gracias a este blog tengo nuevos grandes amigos, los siento en cada comentario que hacéis en mi Facebook o en el blog, y gracias a ello hacéis que aquí sea todo un poco más fácil, como me dicen algunos de esa “tribu” que algunos pretende encasillarme, y en la que honestamente solo serviría para barrer el suelo, ellos lo comprenden, muchos quizás vean esto como una locura, venirse a países a tomar por culo a ver sufrimiento y pobreza, y vienes, y sobre todo aprendes, y empiezas a saber quién eres, y cuando vuelves a esos países que son la hostia, como el de ZP, todo es cemento y los niños no sonríen, y que cojones ya vale de quejarse todo el día para luego no hacer nada, y echo de menos a los niños de la basura, esos que comen lo que la crisis les deja en la basura, esos que sonríen con una bolsa de sangre en sus manos que van a cocinar, esos que me han enseñado a ser feliz. Este año, Tailandia y los camisas rojas, el puente donde cientos de personas perdieron un futuro en Phnom Penh, las mujeres quemadas por el ácido, corrupción, guerra, pero sobre todo, vosotros, los que hacéis que Camboya siga siendo el país de la sonrisa eterna, los que me habéis enseñando el sabor de la basura, los que decís a mis espaldas que quien os va ayudar el día que yo me vaya, vosotros me habéis enseñado a ser yo, por eso duele tanto saber quién he sido.

No soy bueno para expresar mi agradecimiento con palabras, quizás mis ojos hablen mejor de ello, pero sois importantes en este Mundo Olvidado, que ya no lo es, porque más de 30.000 personas lo han visitado. Gracias y feliz Aniversario.

Feliz Cumpleaños, Mundo Olvidado / Foto: Omar Havana

UNICEF denuncia la situación de los “huérfanos” en Camboya

Solo días después de que UNICEF expresara su preocupación, el Gobierno camboyano ha comenzado una investigación en los orfanatos del país. Según la organización en Camboya, tres de cada cuatro niños recogidos en los orfanatos camboyanos tienen al menos a uno de sus padres aún vivo.

En un informe publicado por UNICEF al principio de esta semana, se afirmaba que se estima en aproximadamente 12.000 los niños que viven en los orfanatos camboyanos que no son huérfanos, habiendo aumentado curiosamente el número de niños en estos centros en casi un cincuenta por ciento en los últimos cinco años. Al mismo tiempo, también el número de orfanatos ha crecido a casi el doble, llegando a 269 en el mismo periodo de cinco años.

De estos casi trescientos centros, solo 21 son dirigidos por el Gobierno, quedando el resto financiados por donantes extranjeros y organizaciones “sin ánimo de lucro”.

Según afirma Richard Bridle, Director de UNICEF en Camboya, “muchos de los centros se han convertido en atracciones turísticas donde se muestran a los niños para recaudar más fondos para las organizaciones que los dirigen, poniendo así a los niños en riesgo. Incluso los turistas mejor intencionados están financiando un sistema donde se separan a los niños de sus familias a la fuerza”.

Hermanas "huéfanas" en las calles de Siem Reap / Foto: Omar Havana

“Así también las familias se ahorran un dinero en el cuidado de los hijos”, afirma Sebastien Marot, fundador de la reconocida y respetada organización Friends International, destinada a los niños de la calle camboyanos. “Hemos trabajado durante 17 años en Camboya y nunca hemos ayudado a “colocar” niños en los orfanatos, y eso que trabajamos en los barrios más marginales y con los niños que provienen de las situaciones familiares más horribles que se pueden imaginar. Solo acudimos a estos centros cuando los niños sufren algún tipo de discapacidad grave o enfermedad de alto riesgo para el propio niño, a lo que se debe unir que la familia no tenga los medios suficientes para poder atender al niño como es debido. Pero la situación real es muy diferente, o existe un mal entendido acerca de los que significa estabilidad en Camboya en el siglo 21, o “personas sin escrúpulos” usan a los niños para así hacer dinero con sus organizaciones”, confiesa Marot.

Camboya y sus destinos más turísticos suponen un reclamo perfecto para todos aquellos que quieren hacer dinero a costa de la vida y del sufrimiento de los más débiles y pobres. Diversas organizaciones, que no todas, se dedican a engrandar sus cuentas bancarias mientras miles de donantes bien intencionados ignoran las intenciones reales de muchos de estos nuevos “salvadores de la infancia”.

Según el mismo Marot, la pregunta que todo turista se debería hacer al llegar a un país como Camboya es: “¿harían lo mismo en sus países de origen? No. ¿Han visitado alguna vez un orfanato en sus países de origen o conocen la dirección de alguno? No. ¿Por qué? Porque un orfanato es un sitio seguro para niños y debe tener un sistema de protección a la infancia, para proteger a esos niños”, nos pregunta Marot. “Ellos son los más vulnerables, tener a personas visitándoles todos los días NO es aceptable”, finaliza.

Sihanoukville, Siem Reap o Phnom Penh son las ciudades donde muchos de estos supuestos hogares para los más indefensos, no son más que lugares donde se comercializa con la fotografía del niño pobre que muchos turistas vienen buscando a  países como Camboya. Organizaciones y personas sin escrúpulos dirigen algunos de estos centros, donde como pude presenciar en uno de ellos en la playa de Sihanoukville en el año 2008, los niños no reciben nada que comer.

Un problema que ya ponía de manifiesto el gran Bertrand Tavernier en “Holy Lola (La pequeña Lola)”. En este film se describe la desesperación de unos padres franceses que llegan a Camboya con la esperanza de adoptar a un pequeño. Pronto descubrirán el lado oscuro del mundo de la adopción y los orfanatos, como pone de manifiesto el último informe de UNICEF.

Según admitió un portavoz del Ministerio de Asuntos Sociales, quienes son los encargados de realizar la investigación sobre estos centros, el Gobierno no conoce la situación real de los miles de niños de los orfanatos o si son tratados bien o mal. “No sabemos cuánto tiempo nos llevara la investigación sobre los 269 orfanatos de Camboya pero prometemos que aquellos que no cumplan la ley serán cerrados”.

Hace tan solo unos meses, el caso del pedófilo Nicholas Patrick Griffin dejó conmocionada a la sociedad de Siem Reap. “Nick”, como todos le conocíamos aquí, dirigía un orfanato, COF, donde supuestamente “ayudaba” a más de sesenta huérfanos. Hace tan solo unos días, Nick era sentenciado a tan solo dos años de cárcel por asaltar sexualmente a varios niños a su cargo. Los días que siguieron a su arresto el pasado octubre, una fuente muy próxima a la investigación me informaba del gran número de niños que carecían de los papeles oficiales de recogida por parte del orfanato, llegándose a descubrir que incluso muchos de ellos tenían a algunos de sus padres aún con vida.

Como el caso de Nick puso de manifiesto, y aunque tarde, UNICEF, también ha denunciado esta semana, Camboya es un país donde todo vale, una nación en venta donde desalmados comercializan con la sonrisa inocente de muchos niños comprados por un par de cientos de dólares.

Un terremoto de 6,8 grados azota Myanmar, dejando al menos dos muertos

Myanmar ha sido golpeada tan solo hace unas horas por un terremoto de magnitud 6,8 grados en la escala de Richter.

Epicentro del terremoto / Foto: USGS

Pasaban las ocho de la tarde de hoy jueves 24 de Marzo, cuando un seísmo de casi siete grados de magnitud causaba los estragos en la antigua Birmania. Las primeras informaciones hablan de al menos dos muertos, aunque debemos recordar del secretismo de este país ante este tipo de catástrofes, sirva como ejemplo lo sucedido en 2008 con el ciclón Nargis. El seísmo se ha sentido también en Tailandia, Laos y sur de China.

Según el servicio geológico de los Estados Unidos, el seísmo habría tenido su epicentro situado a tan solo 89 kilómetros al norte de la ciudad tailandesa de Chiang Rai. Según esta misma agencia, el terremoto ha sido bastante peligroso debido a la profundidad de tan solo 10 kilómetros del mismo.

“Tengo 40 años, y nunca había sentido un terremoto tan fuerte. Un cristal se rompió, y rápidamente me tuve que sujetar a uno de los pilares de la casa”, afirma Thanawan Sisukniyon a Reuters. Algunos testigos en la turística ciudad tailandesa de Chiang Mai, han reportado no haber daños materiales, pero han confirmado el miedo ante este seísmo.

“Recibimos información de la muerte de un niño en la ciudad de Tachileik, cuando un edificio colapsó por el temblor”, declaró un oficial a AFP, que prefirió no ser nombrado. Asimismo, otras tres personas resultaron heridas en otra parte de la localidad, cercana al epicentro del terremoto. Cerca de Mae Sai, ciudad fronteriza tailandesa, las autoridades informaron sobre la muerte de una mujer de unos 52 años que fue aplastada por una de las paredes en su domicilio. El Coronel Thanomsak Yospan, jefe de policía de la ciudad, explicó a AFP que la vivienda de la mujer estaba construida precariamente y por eso no soportó el seísmo.

Todos los pacientes del hospital de Mae Sai están siendo transportados al hospital de Chiang Rai, ciudad donde el temblor se ha sentido con mucha fuerza.

Personas son atendidas en el hospital de Chiang Rai, en Tailandia, luego de los dos sismos registrados en la frontera entre dicho país y Myanmar / Foto: AP

Más de 350 estudiantes y profesores tuvieron que ser evacuados de una escuela en Menghai, en la provincia china de Yunnan, después de que el edificio se llenara de grietas. Habitantes de la ciudad china de Nanning, situada a casi 900 kilómetros del epicentro, han abandonado sus hogares después de sentir fuertes temblores. Ninguna muerte ha sido reportada desde China.

Este terremoto llega tan solo dos semanas después del terremoto que arraso Japón el pasado 11 de Marzo, dejando decenas de miles de muertos en el país de Sol Naciente.

Una vez más la madre Tierra se expresa con toda su fuerza, hoy le ha tocado a Myanmar, y al menos dos personas han perdido la vida, una de ellos un bebé, aunque es todavía temprano para saber el número exacto de víctimas en un país donde informar y decir la verdad es un lujo imposible.

El voto en blanco se percibe como la única solución ética a los casos de corrupción política en España

El domingo 22 de mayo de 2011, trece de las diecisiete comunidades autónomas españolas celebrarán previsiblemente elecciones autonómicas. Esta será la primera oportunidad que tendrán los ciudadanos de mostrar su malestar con una clase política que hace mucho tiempo olvidó a quien tiene la obligación de representar.

Los intereses personales, de bancos y de grandes empresas se imponen en este siglo XXI a costa del sufrimiento de una masa social cada vez más ignorada. Mientras en España, las cifras del paro alcanzan el récord histórico, los políticos se aseguran pensiones vitalicias mientras exponen sus vergüenzas en ese corral en el que se ha convertido el Congreso de los Diputados.

Con un Gobierno empeñado en parchear los errores del pasado, con medidas tan absurdas como rebajar la velocidad en las autopistas españolas, y una oposición cuyo trabajo es más el de contradecir todo y aquello que dicen los ediles socialistas que de explicar el proyecto con el que según las encuestas, Mariano Rajoy, uno de los políticos peor valorado de España, será el próximo Presidente del Gobierno, algo que le obsesiona sobre toda las cosas. Mientras, los partidos minoritarios se empeñan en arrimarse al árbol que mejor sombra les cobija, aceptando pactos políticos en los que ellos mismos no creen.

Con esta situación el panorama de cara a las próximas elecciones autonómicas en España se presenta más que complicado. Millones de ciudadanos se encuentran en una difícil tesitura a la hora de elegir a quien destinar su voto. La desconfianza en la clase política se ha convertido en uno de los mayores problemas de este país, superando por mucho a esa lacra de ETA que ocupo por tantos años el primer escalafón de los problemas del país de la piel del toro.

Para todos aquellos que sigan teniendo dudas a la hora de que hacer, debemos recordar que queda una opción para muchos olvidada, pero quizás la más efectiva de todas, el voto en blanco. Votar es un derecho y una obligación de todo ciudadano, y elegir al azar el destino de más de 50 millones de seres humanos, basados en los discursos baratos que protagonizan los líderes de los dos principales partidos políticos españoles, sería hipotecar aún mucho más el futuro de una nación que se mantiene de milagro al borde del precipicio.

El  Informe Global de la Corrupción 2009, difundido a finales de septiembre del citado año por Transparencia Internacional (TI), apuntaba: “El masivo alcance de la corrupción global como consecuencia de sobornos, cárteles de fijación de precios e influencia indebida sobre las políticas públicas, tiene un costo de miles de millones de dólares y obstaculiza el crecimiento económico sostenible.”

Aunque sabemos que España no es uno de los países más corruptos del Mundo, sirva Camboya, donde vivo, como ejemplo de lo que es corrupción a gran escala, los casos de tramas de este tipo han incrementado considerablemente en los últimos años. No importan las siglas de los partidos, todos y cada uno de ellos están implicados en algún caso, como demuestra el siguiente mapa interactivo que sitúa uno por uno los casos de corrupción en territorio español, un gran trabajo de PixSpain, que deja al descubierto las miserias de una clase mal llamada “política”.


Señoras y señores, dentro de unos meses tenemos la oportunidad de poder demostrar que nuestra voz cuenta, que son ellos los que trabajan para nosotros y no nosotros para ellos, que no como dijo el señor Zapatero, los ciudadanos españoles debemos de dar gracias a los bancos, sino que son precisamente ellos los que han llevado a más de 4 millones de personas a la ruina. El voto en blanco es una opción, y en el mapa de la corrupción está más que justificado el pensar más de una vez a quien destinar el futuro de nuestro país y de nuestras ciudades para los próximos cuatro años.

Y si aún tienen algunas dudas no dejen de leer el siguiente fragmento del maestro Eduardo Galeano, escrito en el año 2002, llamado “Que bella es la Democracia”, que se basa sobre los Estados Unidos. Hace ya casi 10 años que el maestro Galeano escribió este texto, pero saquen ustedes, mis queridos lectores, sus propias conclusiones y pregúntense en que ha cambiado el Mundo en estos diez últimos años. El grupo de extraterrestres de Galeano ya se hizo estas mismas preguntas, ahora nos toca a nosotros, los seres humanos.  Que tengan ustedes un buen Voto.

Un grupo de extraterrestres ha visitado recientemente nuestro planeta. Ellos querían conocernos, por pura curiosidad o quién sabe con qué ocultas intenciones.

Los extraterrestres empezaron por donde tenían que empezar. Iniciaron su exploración estudiando al país que es el número uno en todo, número uno hasta en las líneas telefónicas internacionales: el poder obedecido, el paraíso envidiado, el modelo que el mundo entero imita. Empezaron por ahí, tratando de entender al mandamás para después entender a todos los demás.

Llegaron en tiempo de elecciones. Los ciudadanos acababan de votar, y el prolongado acontecimiento había tenido a todo el mundo en vilo, como si se hubiera elegido al presidente del planeta.

La delegación extraterrestre fue recibida por el presidente saliente. La entrevista tuvo lugar en el Salón Oval de la Casa Blanca, ahora reservado exclusivamente a los visitantes del espacio sideral para evitar escándalos. El hombre que estaba concluyendo su mandato contestó, sonriendo, las preguntas.

Los extraterrestres querían saber si en el país regía un sistema de partido único, porque ellos sólo habían escuchado a dos candidatos en la televisión, y los dos decían lo mismo.

Pero tenían, también, otras inquietudes: ¿Por qué han demorado más de un mes en contar los votos? ¿Aceptarían ustedes nuestra ayuda para superar este atraso tecnológico?

¿Por qué siempre vota nada más que la mitad de la población adulta? ¿Por qué la otra mitad nunca se toma la molestia? ¿Por qué gana el que llega segundo?

¿Por qué pierde el candidato que tiene 328.696 votos de ventaja? ¿No es la democracia el gobierno de la mayoría?

Y otro enigma los tenía preocupados: ¿Por qué los otros países aceptan que este país les tome examen de democracia, les dicte normas y les vigile las elecciones? ¿Será porque este país los castiga cuando no se portan como es debido?

Las respuestas los dejaron todavía más perplejos. Pero siguieron preguntando.

A los geógrafos: ¿Por qué se llama América este país que es uno de los muchos países del continente americano?

A los dirigentes deportivos: ¿Por qué se llama Campeonato Mundial (”World Series”) el torneo nacional de béisbol?

A los jefes militares: ¿Por qué el Ministerio de Guerra se llama Secretaría de Defensa, en un país que no ha sido nunca bombardeado ni invadido por nadie?

A los sociólogos: ¿Por qué una sociedad tan libre tiene la mayor cantidad de presos en el mundo?

A los psicólogos: ¿Por qué una sociedad tan sana engulle la mitad de todos los psicofármacos que el planeta fabrica?

A los dietistas: ¿Por qué tiene la mayor cantidad de gordos este país que dicta el menú de los demás países?

Si los extraterrestres hubieran sido simples terrestres, este absurdo pregunterío hubiera acabado mal. En el mejor de los casos, hubieran recibido un portazo en las narices. Toda tolerancia tiene un límite. Pero ellos siguieron curioseando, a salvo de cualquier sospecha de impertinencia, mala educación o mala leche.

Y preguntaron a los estrategas de la política externa: Si están ustedes amenazados por enemigos terroristas, como Irak, Irán y Libia, ¿por qué votaron junto con Irak, Irán y Libia contra la creación del Tribunal Penal Internacional, nacido para castigar el terrorismo?

Y también quisieron saber: Si ustedes tienen, aquí cerquita, una isla donde están a la vista los horrores del infierno comunista, ¿por qué no organizan excursiones, en vez de prohibir los viajes?

Y a los firmantes del Tratado de Libre Comercio: Si ahora está abierta la frontera con México, ¿por qué muere más de un bracero por día queriendo cruzarla?

Y a los especialistas en derecho laboral: ¿Por qué MacDonald´s y Wal Mart prohíben los sindicatos aquí y en todos los países donde operan?

Y a los economistas: ¿Por qué, si la economía se duplicó en los últimos 20 años, la mayoría de los trabajadores gana menos que antes y trabaja más horas?

Nadie negaba respuesta a estos raritos, que seguían con sus disparates.

Y preguntaban a los cuidadores de la salud pública: ¿Por qué prohíben que la gente fume, mientras fuman libremente los autos y las fábricas?

Y al general que dirige la guerra contra las drogas: ¿Por qué las cárceles están llenas de drogadictos y vacías de banqueros lavadores de narcodólares?

Y a los directivos del Fondo Monetario y del Banco Mundial: Si este país tiene la deuda externa más alta del planeta, y debe más que todos los demás, ¿por qué ustedes no lo obligan a recortar sus gastos públicos, ni a eliminar sus subsidios? ¿Será porque hay que ser cortés con los vecinos?

Y a los politólogos: ¿Por qué los que aquí gobiernan hablan siempre de paz, mientras este país vende la mitad de las armas de todas las guerras?

Y a los especialistas en medio ambiente: ¿Por qué los que aquí gobiernan hablan siempre del futuro del mundo, mientras este país genera la mitad de la contaminación que está acabando con el futuro del mundo?

Cuantas más explicaciones recibían, menos entendían. Poco duró la expedición. Los extraterrestres empezaron su visita por la potencia dominante, y por ahí terminaron. La normalidad del poder estaba fuera del alcance de estos turistas.

Artículos Relacionados:

Los mayores casos de corrupción de la historia de España, en El Economista.es

La corrupción en España: ¿Excepción o regla?, por José Joaquín León Morgado

A %d blogueros les gusta esto: